Un prototipo de GM se perfila para ser el vehículo del mañana. Equipado con una infinidad de sensores permitirá la desaparición de los semáforos y demás avances en las grandes urbes del futuro

El modelo EN-V de General Motors significa, según sus siglas en inglés, Vehículo Eléctrico en Red. El pequeño auto de tan sólo 1,5 x 1,45 metros tendrá antenas de Internet, GPS y diversos sensores de movimiento y proximidad que permitirán una experiencia de manejo más controlada y relajada.

Su pequeño tamaño permitirá estacionar tres de los nuevos modelos en el espacio que ocupa actualmente un auto compacto. El auto se encuentra equipado con lugar para dos butacas ubicadas sobre sus únicas dos ruedas.

El innovador sistema de locomoción incluye un motor eléctrico que propulsa las dos ruedas del vehículo. La estabilidad se logra a partir de sistemas de balanceo parecidos a los empleados en el Segway.

La velocidad máxima que podrá desarrollar será de 40 km/h, suficiente para el traslado dentro de la ciudad. Sus baterías de iones de litio podrán recorrer unos 40 kilómetros por carga, sin emitir sustancias contaminantes. Se espera, además, que el vehículo recorra unos 24 mil kilómetros con 126 dólares de carga eléctrica.

El prototipo se encuentra ideado para la ciudad del futuro, con la intención de reducir el consumo de petróleo, ahorrar espacio, y mejorar el tránsito urbano. De acuerdo con las estimaciones de GM, en 2030 habrá unos 1.200 millones de autos en el mundo y para ese entonces, un 60% de la población vivirá en zonas urbanas.

Fuente: Infobae.com