La policía de Berlín ha pedido información para identificar a un joven que ha apararecido en la capital alemana, después de que dijera que pasó cinco años viviendo solo en el bosque.

Se trata de algo insólito. El joven, que tiene unos 17 años, habla inglés pero poco alemán. Asegura que acompañó a su padre al bosque justo después que su madre muriera, cuando tenía unos 12 años. Según el niño, que se hace llamar Ray, su padre y él no vivían en una casa sino que habían pasado el último lustro habitando en una tienda de campaña.

Abandonó el bosque en agosto tras la muerte de su padre; llegó a Berlín, siguiendo las últimas instrucciones que le había dado su padre, tras dianvular más de dos semanas por la naturaleza alemana. El adolescente asegura que llegó a Berlín dirigiéndose hacia el norte, con ayuda de un compás.

“Hemos pedido ayuda a todos los países europeos a través de Interpol… No tenemos idea del lugar del que proviene“, declaró Michael Maas, portavoz de la policía de Berlín.

‘Ray’ dice que no recuerda de donde proviene, ni ha indicado como logró sobrevivir los últimos cinco años, y especialmente los duros inviernos alemanas.

La policía afirma que el joven apareció en un centro de atención sanitaria en la capital alemana el pasado 5 de septiembre. El chico ha sido examinado y está en buenas condiciones físicas.

El caso del joven recuerda la conocida historia de Kaspar Hauser, un adolescente que apareció repentinamente en la ciudad de Nuremburgo en 1828 asegurando que había crecido en una celda, encerrado y sin contacto con el exterior.

En 2006, un hombre mayor que solo hablaba inglés apareció en la estación de trenes de Mannheim, sin saber también de donde venía.

¿Será que el chico no recuerda más? ¿O será que se está inventado la historia? La oficina de personas desaparecidas investiga, por que bien pudiera ser que perdió parte de su memoria. ¿Tú que piensas?

Fuente: elmundo.es