Hay un lugar considerado el más caliente de la Tierra. Y tiene un nombre bastante apropiado. Es el Valle de la Muerte, que se encuentra en California.

Y para demostrarlo, la Organización Metorológica Mundial, que depende de la ONU, confirmó que la temperatura más alta jamás registrada en la Tierra ocurrió en ese valle el 10 de julio de 1913, con 56.7 grados centígrados.

El récord anterior lo ostentaba El Azizia, Libia cuando el 13 de septiembre de 1922 el termometro marcó 58 grados centígrados. Aqui hubo un problema. En realidad nunca estuvo tan caliente como se pensó.

Un grupo de expertos de la agencia de la ONU, dijo que no era correcto, por problemas con la medición, los instrumentos que se usaron en aquella época, la inexperiencia del observador y la ubicación del lugar de donde se tomó la temperatura, en una zona de material similar al asfalto que no era representativa del suelo natural del lugar, informa CNN.

Según un comunicado de esta organización, eso hizo que la temperatura registrada fuera unos 7 grados superior a la real.

De modo que realmente el lugar más caliente ha sido el Valle de la muerte, donde las piedras caminan solas.