Era de noche y como es típico te levantas todo modorro y al tacto tomas los que necesitas de tu mesita de noche. Esta abuelita necesitaba un protector labial, un pequeño tubo buscaba y fue lo que encontró se lo aplico y a seguir durmiendo.

protecto_pegamento_confuncion

Aunque el contenido no era exactamente un protector si no un sellador. Cuando se dio cuenta tenía ganas de vomitar por lo que entró en un estado de pánico. Apurada llamó al servicio de emergencias,pero no podía proferir sonido ¿qué hizó?

La mujer de 64 años de Dunedin, Nueva Zelanda, pasó 20 minutos al teléfono contestando, por indicación del operador, con golpes, 1 significaba “sí” y 2 “no”. Así pudo indicar su ubicación. Hasta que una patrulla de policía llegó a la casa, alertados ante la posibilidad de que la mujer hubiera sido amordazada.

A señas explicó a los oficiales lo que había pasado y estos la trasladaron a un hospital cercano donde le despegaron los labios con aceite de parafina y agua caliente. Pero ¿cómo es que no notó la diferencia?

Según el sitio Te interesa, la mujer sufría de un resfriado lo que le impidió percibir el olor del pegamento además de que ambos envases eran de un color amarillo similar.

Vaya incidente, ¿no crees?