Muchas veces se atribuye a fenómenos paranormales, una señal divina o algo así. Sin embargo, el que el humano sea capaz de distinguir caras en ciertos patrones tiene una explicación científica.

ver-caras2

Se conoce como pareidolia y es parte integral del funcionamiento de nuestro cerebro. Según investigadores en Canadá todo se produce en la corteza frontal y visual.

La pareidolia es una forma de apofenia, que es cuando la gente ve patrones o conexiones de datos inconexos, aleatorios.

El profesor Kang Lee, principal investigador, declaró que el cerebro humano esta cableado de forma única para reconocer las caras, por lo que incluso cuando sólo hay una ligera sugerencia de rasgos faciales, el cerebro los interpreta automáticamente como una cara.

Los investigadores realizaron su estudio en base a la observación del comportamiento y las reacciones de 20 hombres, de edades comprendidas entre 18 y 25 años, cuando observaban las caras y las letras en patrones.

ver-caras

Al mirar los dos patrones, la corteza frontal del cerebro de cada participante envía señales a la corteza visual posterior que realzaba lo que estaba mirando para tratar de interpretar el estímulo. Esto sugiere que las visiones no son parte de la imaginación del espectador, o causadas por una anomalía cerebral – en su lugar son una respuesta física básica.

Los investigadores también encontraron que las personas pueden ser inducidas a ver diferentes imágenes dependiendo de lo que esperan ver, si se les dice la gente un objeto contiene una cara van a buscar la forma de la cara, y de igual forma con las letras – incluso si no están presentes.

En conclusión los investigadores explicaron que la tendencia de detectar rostros y/o letras es muestra de la suprema importancia que tiene nuestra vida social y el alto costo que resulta de no detectar un rostro verdadero.

Interesante, ¿no crees?

Fuente: Daily Mail