Un hombre chino ha sido condenado a prisión por tres años luego de vender a su hija de 18 días de nacida por Internet, para comprarse un Iphone.

Como informa el sitio británico The Independent, el hombre identificado como “A Duan”, de Tonga, en la provincia de Fujian, al sudeste de China, halló a un comprador a través del servicio de mensajería instantáneo QQ. El comprador pagó más de 3.500 dólares (23.000 yuanes) por la niña.

El hombre compraría un iPhone y una moto con ese dinero.

Quizá te preguntes… ¿y la madre de la niña? Bueno, la madre se ha identificado como Xiao Mei, y realiza diferentes labores a tiempo parcial, mientras el padre se pasa casi todo su tiempo en cibercáfés. ¡Ya sabemos qué tanto se la pasaba haciendo!

La pareja tenía 19 años cuando la chica tuvo el embarazo no deseado, la madre confesó a la policía que ella misma era adoptada, y que no pensaba que hacer eso, era ilegal.

“La gente de mi ciudad natal envía a sus hijos para que otras personas los críen. En realidad, no sabía que eso era algo ilegal“.

Según fuentes el comprador se entregó a la policía.

Vía: Rusia Today