¿Te imaginas que de pronto llegues a tu casa y descubras que la han demolido? Ese error cometió una empresa de demolición en Texas, Estados Unidos. Ellos aseguran que Google Maps los condujo a la dirección equivocada.

Esto ocurrió después de que un tornado azotara la zona. Se contrató a la empresa para que demoliera la vivienda ubicada en el número 7601 de la calle Cousteau Drive, que había sufrido severos daños por un tornado.

Demolicion-archivo2
El problema fue que Google Maps los llevó a otra dirección, una casa con el mismo número, 7601, pero de otra calle Calypso Drive, a solo una manzana de la casa que tenían que derribar.

La familia no vivía en la casa equivocada, pues desde el tornado se habían ido, pero como su casa no tenía graves daños, pensaban volver. Cuando se dieron cuenta, ya la habían derribado.

Cuando se supo la noticia en los medios locales, la empresa demoledora asumió su responsabilidad, y se comprometieron a compensar a la familia.

Ah por si estaban con el pendiente, les cuento que Google Maps ya corrigió el error de ubicación.

Vía: diariocorreo.pe