Las bajas temperaturas que siguen golpeando los Estados Unidos hace que febrero se convierta en uno de los meses más fríos de la historia.

El frío es tan intenso que las olas del mar comienzan a congelarse. Jonathan Nimerfroh se topó con este fenómeno meteorológico en Nantucket, Massachusetts y lo guardo en una espectacular colección fotográfica.

El surfista no podía creer lo que veía. Eran olas pequeñas que avanzaban como a cámara lenta, entonces tomó su camara y empezó a fotografiar el maravilloso panorama.

Segun los expertos, EE.UU. podría experimentar niveles récord, superando las temperaturas anteriores de menos 4 grados y menos 11 grados, respectivamente.