cientifico-loco

De músico, poeta y loco todos tenemos un poco pero tal parece que en los últimos años algunos científicos han llevado su locura al extremo de experimentar con la propia vida (como los médicos que experimentaron con su propio cuerpo, el médico que se ahorcaba y otros que experimentan con sus propios hijos). Algunos afirman que regresar a la vida tras minutos después de la muerte clínica es posible, si ciertas funciones biológicas permanecen intactas y lo han demostrado con experimentos donde reaniman cadáveres de animales.

En 2005 algunos científicos del Safar Center for Resucitation Research de la universidad de Pittsburg en Estados Unidos, extrajeron la sangre del cuerpo de algunos perros y la sustituyeron por una mezcla salina enfriada con oxigeno y glucosa. Esto provocaba la muerte clínica en los canes. Tras transcurrir tres horas les extraían la mezcla insertada y posteriormente les devolvían su sangre, tras ello eran sometidos a un pequeño electrochoque y los perros resucitaban. Algunos de los animales mostraron daños permanentes.

En 1940 la ex Unión Soviética difundió un documental titulado Experimentos de la reanimación de organismos. En el se mostraba al doctor S. Bryukhonenko –inventor del corazón-pulmón artificial- experimentando con un corazón canino, el cual se mantenía latiendo unido a unos tubos y aun pulmón externo accionado por fuelles. Además en otra secuencia se ve la cabeza de un perro mantenida con sangre oxigenada que respondía a los estímulos externos. El científico afirmo que las cabezas sobrevivirían minutos y los cuerpos días, aunque esto fue causante de muchas dudas pues muchos piensan que esto solo fue propaganda soviética.

¡Las cosas raras que nos toca ver en nuestro mundo curioso!

Fuente: Muy interesante.